La inmunoterapia está cambiando el pronóstico de muchos tipos de cáncer

La innovación en los tratamientos mediante inmunoterapia está cambiando el pronóstico de muchos tipos de cáncer y ha permitido cambiar el pronóstico de muchos tipos de cáncer. Así lo han manifestado los expertos reunidos en el primer simposio SEOM Immunotherapy 18,coorganizado por la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) y Roche Farma en el Centro Pompidou de Málaga los días 15 y 16 de noviembre. En el encuentro se han dado cita oncólogos internacionales de primer nivel con el fin de dar respuesta a las principales preguntas sobre los avances en el campo de la inmunoterapia, repasando los principales hitos alcanzados tanto en investigación básica como en su aplicación clínica, y analizando su repercusión sobre la supervivencia y calidad de vida asociada a algunos tipos de tumores.

De izquierda a derecha.- Ruth Vera, presidenta de SEOM; Dña. María Isabel Baena Parejo, viceconsejera de Sanidad de Andalucía; doctor Emilio Alba, jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria de Málaga y Pedro Ruiz, responsable médico de inmunoterapia de Roche Farma.

En esta línea, la presidenta de SEOM, la doctora Ruth Vera, ha repasado la evolución que ha experimentado la inmunoterapia en el abordaje del cáncer durante los últimos años. “Hasta hace poco su aplicación se limitaba a pacientes en los que había fracasado el tratamiento convencional, pero actualmente se considera la primera elección en pacientes con ciertos tipos de tumores como algunos cánceres de pulmón, lo que ha supuesto un cambio de paradigma en el abordaje tumoral”. Durante la jornada la doctora ha incidido en que el beneficio de las terapias inmunes en cáncer depende cada vez más de la adecuada identificación del perfil de los pacientes para
una administración selectiva en función de los biomarcadores.

La inmunoterapia oncológica ya ha mostrado su eficacia en el tratamiento de cánceres de pulmón, vejiga, melanoma, cabeza y cuello, y en algunos tumores hematológicos como el linfoma de Hodking. En palabras del doctor Emilio Alba, jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria de Málaga, este tipo de aproximación para hacer frente al cáncer, que se basa en estimular el propio sistema inmune para que ataque a las células tumorales, supone el avance más significativo en el campo de la oncología de la última década.

Sin embargo, para este especialista se trata solo “del comienzo de un camino en el que se esperan grandes avances”. De hecho, recordó que “durante el último Congreso Europeo de Oncología Médica (ESMO), se ha demostrado que la inmunoterapia también puede ser eficaz en algunos cánceres en los que hasta ahora no se había mostrado activa, como el de mama triple negativo, un subtipo tumoral en el que no se había conseguido ningún avance en los últimos 30 años”.