España puede superar a Japón en esperanza de vida

España puede derrocar a los japoneses del primer lugar en las listas de esperanza de vida más largas del mundo. A esta conclusión ha llegado el  Institute for Health Metrics and Evaluation (IHME), en su ranking internacional.

Según el IHME, en el año 2040, los españoles pueden superar los  85.8 años en su esperanza de vida. Esta cifra es notoriamente superior al nivel de 2016, 82.9 años cuando España se ubicó en el cuarto lugar entre 195 países.

La principal explicación de la mejora de España en cuanto a longevidad de sus habitantes es la dieta mediterránea que ayuda a protegerse contra algunas de las cinco amenazas más importantes que afectan a la salud en general:

  1. obesidad
  2. presión arterial alta
  3. niveles elevados de azúcar en la sangre
  4. consumo de tabaco
  5. consumo excesivo de alcohol.

En 2016, cuatro de las 10 causas más comunes de muerte temprana en el mundo  fueron las enfermedades no transmisibles (ENT). Para 2040 el pronóstico indica que las principales ENT serán:

  1. enfermedad cardíaca
  2. accidente cerebrovascular
  3. enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC)
  4. enfermedad renal crónica
  5. enfermedad de Alzheimer
  6. diabetes
  7. cáncer de pulmón.

Los investigadores de IHME examinaron diferentes factores de salud independientes, incluidas las mediciones sociodemográficas de fertilidad, el ingreso per cápita y los años de educación, junto con factores más obvios como el tabaquismo, el alto índice de masa corporal y el acceso a agua potable y saneamiento.

Además de llamar la atención sobre la importancia creciente de las enfermedades no transmisibles, el análisis expone un riesgo sustancial de que la mortalidad por VIH / SIDA repunte, lo que podría deshacer los aumentos recientes en la esperanza de vida en varias naciones, incluidas, entre otras, las del África subsahariana.